7 Consejos Para Crear Tabernas Memorables

En una partida típica, los personajes pasan mucho tiempo en las tabernas (je, je). Dedicar un poco de tiempo a prepararlas redunda mucho en la diversión si tus jugadores son de los que le gusta rolear con todo lo que se mueve. Hoy os voy a dar unos cuantos consejos para que tus tabernas sorprendan a tus jugadores.
• Piensa en qué tipo de clientela tiene. ¿Es un club donde todo el vecindario se reúne o un antro subterráneo pensado para que los enanos estén a sus anchas? ¿Es el típico sitio discreto en el que se pueden cerrar tratos turbios o donde la gente se reúne a cantar y jaranear? ¿Una mancebía? ¿Una cantina para marineros?

• Prepara el aspecto general. Generalmente va ligado al apartado anterior, pero trata de pensar al menos un detalle de decoración que lo diferencie de todas las demás. Puede algo simple como una cabeza de dragón disecada, o algo más extravagante, como tener todas las paredes llenas de pequeños cristales que relucen bajo globos de luz mágica.

• Detalla al dueño. Tal vez fue un antiguo aventurero retirado que exhibe sus trofeos por todo el local. O quizá es un humilde cofrade la Sociedad de Posaderos… que esconde un oscuro secreto. A lo mejor le ganó el local al antiguo dueño en una apuesta.

• Prepara el menú y la lista de bebidas. Quizá la ‘especialidad de la casa’ sea la serpiente marina frita por la que es conocida en toda la ciudad. Puede ser que sólo se sirva cerveza aguada o que se ofrezcan todas las bebidas imaginables. Da un toque de color metiendo una degustación de un vino exótico.

• Prepara pasatiempos. Determinadas tabernas son también casas de juego. Puedes crear (o copiar) juegos sencillos de cartas o dados para que tus jugadores se apuesten un par de monedas de oro.

• Crea una historia sobre la taberna. La taberna puede estar encantada por un fantasma que toca el violín a media noche, o puede tener acceso a un túnel subterráneo que conduce a la Infraoscuridad. Quizá haya rumores de la existencia tesoros mágicos escondidos en algún pasadizo secreto.

• Ten el nombre preparado de antemano. Si todas tus tabernas tienen nombres parecidos no lograrás ningún efecto. Es mejor decidirlo en último lugar, para asegurarnos de que el nombre sea realmente representativo de la taberna y de una pista a los jugadores de lo que se van a encontrar allí.

¿Agregarías algún consejo a la lista? ¿Has roleado en alguna taberna que te haya parecido especialmente memorable? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

9 comentarios:

Chugo dijo...

Personalmente siempre en la descripcion de la taberna siempre comento un poco a los parroquianos. Tambien suelo meterles ya en la taberna con alguna accion ya empezada. "Entrais en la taberna y veis como al fondo hay una discusion entre dos enanos por una partida de dados..." o "Antes de abrir la puerta el posadero esta echando al mendigo que pide todos los dias a las puertas de la posada.."
No se, para dar la sensación a los personajes que aunque no esten en un sitio las acciones no se paran.

Tharlorn dijo...

Pues es buena idea Chugo. ¡Muchas gracias!

Sergio Recio Gamo dijo...

Yo odio las tabernas. Me parecen un tópico irritante de los juegos de rol.

Y por algún extraño motivo, en mis partidas en ciudad nunca acaban en una taberna. En Corbis, de Reinos de Hierro, han visitado la Catedral, tiendas de curiosidades, de antigüedades, de magia, almacenes, alcantarillas... Pero hasta ahora nunca una taberna. xDDDDD

Tharlorn dijo...

Pues sí que es atípico, sí. Muchas gracias por todos los comentarios, Sergio. ¡Hoy te has empleado a fondo!

Sergio Recio Gamo dijo...

Gracias a ti. Es un placer estar aquí. ^_^

Tiene razón dequant, el de la bitácora, cuando asegura que hay tiempo para todo cuando no se es un vago. xDDDDDDDD

Tharlorn dijo...

Sí, se pueden hacer muchas cosas aprovechando bien el tiempo. Incluso dedicarse a hobbies como este. La pena es que muchas veces no hay tiempo suficiente para todo y hay cosas que se tienen que poner a "invernar" un poco.

En lo que respecta a este blog, invernando está el proyecto de armar pdfs gratuitos con los consejos listos para imprimir y cambiar el diseño del blog (aunque la interfaz poco cambiará).

Nada más, el placer es compartido.

Saludos.

Toni dijo...

Una cosa muy importante siempre que meto una taberna en una partida, a parte del posadero que varía en funcion de lugar y demas, es la o las camareras. Una posada sin camareras no es una posada.

En mi caso, saldo en dos partidas, siempre he tenido jugadores varones y, bueno, el juego que dan un buen par de odres magicos que nunca se acaben tambien es bastante interesante y la gente se suele alegrar.

Como pasatiempos de tabernas, y he de decir que me he inspirado bastante en el juego The Witcher, jeje, suelo poner algun fanfarron con el que echar un duelo a ver quien bebe mas, algun fortachon que conoce al primo de un amigo que organiza peleas clandestinas por dinero, partidas de dados, partidas de dardos, incluso, en futuras tabernas de facciones mas agresivas, tiro de lanza al gobbo saltarín. Baile para camelarse a alguien, sexo, drogas y un buen bardo cantando siempre les alegra la partida a mi gente. Ya que la mayoria somos musicos y demas.

Por aportar alguna idea...

Un saludo!

Toni dijo...

Me doy cuenta de que cada vez que comento casco unos tostones impresionantes, jajaja. Lo siento!

Otro saludo!

Cedricata dijo...

Gracias por la data!!!!